El Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Burjassot aprobará el martes un presupuesto que supone una rebaja del 14%
20/04/2012 | Redacción

El Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Burjassot ha aprobado hoy en la Comisión Informativa de Economía y Hacienda el Presupuesto Municipal de 2012. El dictamen favorable del documento económico permitirá que el presupuesto se apruebe el próximo martes en el pleno municipal.

Las cuentas municipales para el presente ejercicio suponen un descenso del 14% respecto al presupuesto de 2010 y están marcadas por la austeridad. El presupuesto del Ayuntamiento de Burjassot será de 22,4 millones de euros frente a los 26,1 millones del último presupuesto aprobado, el del año 2010, y aún en vigor.

Las cuentas dictaminadas favorablemente hoy en comisión son el reflejo de la situación económica actual y se han ajustado al fuerte descenso de ingresos que sufren los ayuntamientos por la crisis. El Ayuntamiento de Burjassot prevé una caída de ingresos corrientes cercana al 8,3%. Los ingresos por el Impuesto de Construcciones caen casi un 83% y la recaudación por tasas más de un 20%. El descenso de ingresos se ha compensado en parte con la actualización de impuestos directos aprobada a finales de 2011 y que permanecían congelados desde el año 2006. Aún así se recaudarán en los capítulos corrientes prácticamente dos millones menos de euros.

El equipo de gobierno ha ajustado el gasto al menor índice de ingresos siempre teniendo como prioridades mantener los puestos de trabajo y los servicios prioritarios para la población. Lograr este ajuste del consistorio al nuevo escenario económico ha sido fruto de un intenso estudio por parte de todas las concejalías de todas las partidas del presupuesto. Asimismo, el Plan de Ajuste aprobado recientemente obliga a un techo de gasto que debe estar contemplado en el Presupuesto actual y siguientes, y que responde, acorde al nuevo Decreto Ley planteado por el Gobierno Central, a un planteamiento de caja única y trabajo de tesorería efectiva de los Ayuntamientos.

El Alcalde de Burjassot, Jordi Sebastià ha manifestado que “son unos presupuestos complicados, muy meditados, y con la prioridad clara de mantener los servicios fundamentales que para el actual Equipo de Gobierno son sobre todo los servicios sociales. Ha sido un trabajo de coordinación exhaustiva entre las diferentes aéreas que ha consolidado la relación entre los diversos grupos del equipo de gobierno”.

También ha apuntado que “quiero destacar que hemos efectuado varias sesiones de trabajo con el Consejo de Participación Ciudadana para explicar los presupuestos escuchar opiniones e incorporar sugerencias. Se ha puesto en marcha un mecanismo de democracia participativa que vamos a ir reforzando”.

El principal ajuste se ha realizado en el Capítulo 2, el gasto corriente, que será un 17% inferior al del último presupuesto ya que pasa de 9,5 millones a un total de 7,8 millones este año. Para lograr esta rebaja de gasto se han adoptado medidas como negociar una rebaja con la contrata de recogida de basura y limpieza viaria. Se ha reducido también el presupuesto de Fallas y Fiestas, las partidas de vestuario de Policía Local, Protección Civil y personal de vías públicas así como el coste de la recogida de enseres. La nueva contrata por retirada de vehículos de las vías públicas será sensiblemente inferior a la actual y se reduce el gasto en limpieza de edificios. Otras medidas adoptadas para ajustar el gasto corriente han sido reducir gasto en telefonía, gasto en material de oficina y reducir los gastos protocolarios y de representación. Todas las partidas han sufrido un exhaustivo control y revisión para lograr reducir el gasto de forma considerable, de forma que los servicios prioritarios para la sociedad y que son básicamente coberturas sociales, no se vean afectados.

El Capítulo 4 de transferencias también ha descendido especialmente por el ajuste en las subvenciones a entidades del municipio y a la financiación de las entidades y organismos dependientes del ayuntamiento.

El Capítulo de Personal se verá también afectado si bien la intención del equipo de gobierno ha sido la de mantener el personal en su máxima expresión. El equipo de gobierno ha optado por un ajuste en las partidas de productividades y gratificaciones, y por modificar cinco contratos con una rebaja de jornada, asimismo, se amortizarán las plazas de jubilaciones y por ley, no se podrá realizar la renovación de contratos finalizados a lo largo del ejercicio actual. La apuesta por mantener los puestos de trabajo se ha mantenido incluso en aquellos casos en los que los empleos están vinculados a subvenciones de la Generalitat Valenciana y que lamentablemente nunca llegan. El presupuesto contempla la reducción de seis puestos de trabajo en la totalidad de la plantilla municipal, una cifra que ha sido estudiada de forma pormenorizada y que responde a criterios de puestos de trabajo que no son estrictamente necesarios para el mantenimiento de los servicios a los ciudadanos de Burjassot y que pueden ser asumidos por la plantilla municipal.

El Equipo de Gobierno no es participe en ningún momento de esta medida, pero las circunstancias actuales obligan a la rebaja del Capítulo 1 para poder cumplir la normativa vigente y el techo de gasto impuesto a los consistorios por el Gobierno, y considera que esta cifra es lo máximo que puede verse afectado el capítulo 1 sin verse mermada la calidad de los servicios.

Las cuentas que el pleno del Ayuntamiento de Burjassot aprobará el próximo martes son unas cuentas austeras y que mantiene una cobertura social para los vecinos y vecinas muy superior a la media.

  • Ayuntamiento
Comparte en Facebook
Noticias Relacionadas:
Burjassot no celebrará el 1 de mayo como medida de austeridad